Bateador Emergente: Leyes Muertas en la LMP, Sospechas en MLB, Conocido en Japòn y Recuerdo de John Kruk

  • Jorge Cantù Llega a Tomateros de Culiacàn
  • Sospechas Sobre el Agente de Robinson Canò
  • Viejo Conocido en la LMP Brilla en Japòn
  • Un Recuerdo del Inolvidable John Kruk

“MEXICANO” EN CULIACÀN. Luego de que los Naranjeros de Hermosillo desecharan todo interés en Jorge “El Bronco” Cantù, los Tomateros de Culiacàn lo obtuvieron y el mexicoestadounidense està ya en el uniforme del equipo de la capital sinaloense. Pero antes, se abrió de nuevo la polémica sobre la idea de la Liga Mexicana del Pacìfico sobre el concepto de mexicano.

A pesar de que según la Constituciòn, nuestra Carta Magna, es decir, ley máxima sobre cualquier otro código legal en Mèxico, señala que un hijo de mexicanos puede gozar de la nacionalidad mexicana aunque haya nacido en otro territorio, además de algunas otras precisiones, la liga insiste en señalar a tales jugadores como extranjeros y por ende limitándolos para jugar libremente como nacionales en cualquier equipo del circuito.

Para los Tomateros la decisión de Hermosillo viene de perlas, refuerzan el line-up del equipo con un bat de miedo para cualquier lanzador y con aùn muchos homeruns por dar. Simplemente lo hecho en pocos juegos con los Tigres de Cancùn en la Liga Mexicana de Beisbol en la temporada recién terminada, dan idea de lo que aùn Cantù puede dar y el equipo de Culiacàn aprovechar. Y la liga, sigue empecinada, al fin las leyes en Mèxico son letra muerta hace décadas ante los poderosos del dinero.

¿DESCONFIABLE? No tengo prejuicios de raza o clase, pero no puedo dejar de lado el hecho de que en buena medida, la cultura Hip Hop es para los estadounidenses lo que para los mexicanos es el movimiento alterado de corridos de narcotráfico, es decir, cantos a la violencia y a la ilegalidad que convierten en héroes a quienes están realmente lejos de serlo.

Y digo esto por el asunto que ya investiga la oficina del Comisionado de Ligas Mayores, la posible falta a las reglas del “agente” Shawn Carter, mejor conocido como Jay-Z, un conocido rapero que desde este año se estrenò como agente de atletas. Este cantante-actor-empresario ya firmò para su agencia a Kevin Durant, de la NBA, y Geno Smith y Vìctor Cruz, de la NFL, además de robarlo al superagente Scott Boras al estelar de los Yankees, Robinson Canò.

Y es precisamente con este último donde se pudo dar una falta flagrante al reglamento que MLB impone a los agentes, parece que Jay-Z regalò un reloj al segunda base de Nueva York por valor de casi 34 mil dólares, en su cumpleaños 31, lo cual no està permitido y de comprobarse sería motivo de sanciones de parte de la oficina de Bud Selig. Y cuando el rìo suena, agua lleva, porque no podemos olvidar que muchos raperos vienen de grupos delincuenciales y hay hábitos que no mueren a pesar del cambio de ropa.

LEJANO ORIENTE. ¿Recuerda usted a Casey McGehee? Si, aquel tercera base que jugò hace unos tres años con Culiacàn luego de hacerla mucho de emoción para presentarse y que después de algunos juegos dijo “ahorita vengo” y no regresò, causando la ira de Jaime Blancarte, entonces gerente del equipo guinda, lo que llevò a la suspensión en la LMP del jugador en cuestión. El mismo que jugò en Ligas Mayores con algunos como Milwaukee y Pittsburgh hasta hace muy poco.

Bueno, estuvo jugando en una de las dos poderosas ligas japonesas y fue factor importante para que los Rakuten Eagles consiguieran por primera vez en su historia un campeonato, veciendo 3-0 en el séptimo duelo de la serie final a los legendarios Yomiuri Giants, el equipo con màs títulos en el beisbol profesional de Japòn. Una historia de éxito que muchos otros pueden contar, como Karim Garcìa, quien en Corea del Sur es toda una leyenda con unas cuantas temporadas jugadas en ese país.

ESTRELLA DE LA SEMANA. Hoy recordaremos a John Kruk, quien hizo historia en los años 80 y 90 con Padres y, especialmente, con los Phillies. Iniciò su carrera bateando para 300 o màs milésimas en sus primeros dos años completos con San Diego, pero cuando pasò a Philadelphia jamàs pudo llegar a ese promedio de bateo, aunque destacó en otros departamentos ofensivos.

Jugo excelente en 1993 y ayudò a los Phillies a ganar el campeonato de la Liga Nacional, aunque luego perdieron el Clàsico de Otoño con Toronto, con aquel homerun de novena entrada de Joe Carter que hizo que Canadà  se cayera de euforia. Clásico en el que Kruk bateò para 348. Fue electo tres veces al Juegos de Estrellas y en el de 1993 se le recuerda porque Randy Johnson le pasò un lanzamiento de casi 100 millas por la espalda, a lo que nuestra estrella de la semana contestò con un ademán que causò risa.

Kruk jugò en la LMP con Mexicali y en su autobiografía titulada “I Ain`t An Atlethe, Lady” (“Yo No Soy Un Atleta, Señorita”) recuerda su paso por ese circuito con gracia pero en especial como una etapa de mucho consumo de cerveza. Hoy es comentarista de beisbol en ESPN y hace semanas sufrió un susto en el Dodger Stadium al tener que ir al hospital con malos síntomas, que al final solo eran producto de una deshidratación.

Para ver màs ediciones de esta columna haga click aquí por favor. Gracias.

Esta entrada fue publicada en ALGODONEROS, BATEADOR EMERGENTE, Beisbol, DEPORTE SINALOENSE, Historia, Medios de Comunicación, Números y Estadísticas, TOMATEROS y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un Comentario