EL FANÁTICO: Alonso y Melo Toman Otros Destinos

DATO DEL DÍA. El encono entre Boston y Nueva York en las Ligas Mayores no es la única rivalidad deportiva que apasiona a los estadounidenses, existen otras que año con año siguen despertando interés: Connecticut-Tennessee (basquetbol colegial femenil), Duke-Carolina del Norte (basquetbol colegial varonil), Jets-Patriotas (NFL), Dallas-Pittsburgh (NFL), Celtics-Lakers (NBA) y Harvard-Yale (varios deportes), entre muchas otras más.

MELO. Finalmente Carmelo “Melo” Anthony decidió a donde ir luego de 15 años de carrera en la NBA y firmó con Houston, que fue en la zona Oeste el mejor equipo en el rol regular pero dejó mucho que desear en la postemporada, a pesar de contar con el Más Valioso de la campaña (James Harden) y abrir grandes expectativas, que hoy renacen con la posibilidad de ver juntos al citado MVP y al estelar recién contratado.

Melo deambuló la temporada pasada de Oklahoma a Atlanta, el primero lo dejó ir para aligerar el pago de casi 28 millones de dólares por la campaña completa, Atlanta lo tomó para tratar de adecentar lo más posible su desastre de temporada, pero apenas terminó el rol normal y lo puso transferible, sabía la oficina de los Halcones que el jugador no quería estar ahí y solo lo aprovechó unos cuantos partidos.

Anthony no tendrá problema para incrustarse en el esquema de juego de los Rockets ya que estos vieron partir a Trevor Ariza hacia Arizona y al camerunés Luc Mbah a Moute, que se fue a los Clippers, lo que hará sencillo poner en la duela al recién firmado para que sea apoyo sustancial de Harden, combinación que, de resultar, pondrá de cabeza todo el lado Oeste de la liga, con tres superpotencias nominales: Houston, Golden State y los Lakers.

ALONSO. Apenas el martes aquí comentamos algunas de los posibles movimientos de pilotos para 2019 en la Fórmula Uno, que incluía la probable partida de Fernando Alonso a otras series, lo que resultó ya un hecho, pues el miércoles el español anunció que se retira de la categoría luego de haber logrado prácticamente todo: 32 victorias y dos títulos, algo inédito antes de él en la historia de los pilotos ibéricos en la máxima serie.

El nacido en Oviedo llegó a la serie en 2001 y en 2005 consiguió su primer campeonato, refrendando en 2006, siendo en su momento el más joven (24 años) en convertirse en campeón en la historia; además consiguió 22 poles y 97 podios, en un total de 303 carreras hasta hoy, números que quizá así queden a pesar de que le quedan varios eventos al calendario, pero no se ve cómo pueda ganar otra pole y menos una carrera u otro podio.

El anuncio que nos ocupa ha dado un vuelco a la F-1, pues el martes decíamos que era posible que el español Carlos Sainz Junior pasara a Red Bull, equipo con el que ahora no corre pero paga su sueldo, sin embargo a este se le ve como posible sucesor de su compatriota en McLaren, lo que abre entonces lugares en diversas escuderías y hace pensar que en los próximos días habrá noticias muy interesantes para la campaña de 2019.

Alonso va seguro por un triunfo en las 500 Millas de Indianápolis, única carrera que le falta para la triple corona, pues antes ganó en Mónaco en F-1 (y dos campeonatos de la serie) y hace poco ganó las 24 Horas de LeMans (Autos Prototipos), así que dé por hecho que en 2019 lo veremos en varias carreras de IndyCar.

Esta entrada fue publicada en Automovilismo, Basquetbol, Columna EL FANÁTICO, DESDE LO PITS, EDITORIAL DEPORTIVO, Historia, Números y Estadísticas, SLAM DUNK, Temas y Deportes Diversos y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un Comentario