EL FANÁTICO: Dos Invictos NFL, Kansas City y LA Rams

DATO DEL DÍA. Andy Reid, entrenador principal de Kansas City, está en su temporada 20 en esa posición en la NFL, hasta la fecha como uno de los más exitosos en ese periodo con marca de 183 triunfos, 120 derrotas y un empate, con una participación en Super Bowl con Phladelphia y cuatro veces en postemporada con los Chiefs en los últimos cinco años.

ENORME POTENCIAL. Dentro del reducido grupo de invictos en la NFL después de cuatro semanas completas, el que más llama la atención es el equipo de Kansas City y en especial porque lo ha hecho con un quarterback de apenas segundo año de experiencia y con tan solo 23 años, luego de desprenderse de uno que parecía ser el eje de la franquicia.

Alex Smith, ahora con Washington, es un quarterback por arriba del promedio que ha corrido con mala suerte en su carrera, primero fuel estelar en San Francisco pero llegó una lesión y jamás recuperó la titularidad, pues un tal Colin Kaepermick se quedó con el puesto, lo que lo hizo salir hacia el medio oeste norteamericano para instalarse con los Chiefs, de donde ha salido para dejar su lugar a un joven que hace un par de años estaba en la NCAA.

Pat Mahomes es hijo de su homónimo que jugó en las Ligas Mayores de inicios de los 90 hasta casi la mitad de la década pasada; el Mahomes cachorro maravilló a los scouts desde que jugaba en Texas  Tech y aunque apenas lanzó unos pases en la campaña pasada, lo hizo tan bien que los Cheifs y Reid se animaron a deshacerse de Smith, que en 2017 tuvo más de 4 mil yardas por aire, 26 pases de anotación y solo 5 intercepciones.

Por ahora ha resultado: tres juegos de más de 300 yardas, 14 pases de anotación, ninguna intercepción en 90 pases completos y cuatro victorias para su equipo ante Chargers, Pittsburgh, 49ers y el lunes más reciente ante Denver, en un juego que lo mostró a nivel de muchas leyendas; no en vano el reportero de cancha John Sutcliffe, de ESPN, comentó que el año pasado Jon Gruden, ahora con Oakland, lo comparó con John Elway, nada menos.

RESURGIMIENTO. Cuando los Rams regresaron a Los Ángeles fue todo un suceso, por fin la segunda ciudad más poblada de Estados Unidos tenía otra vez NFL luego de más de dos décadas de ausencia, pero esa inercia se desinfló pronto, el equipo dirigido por Jeff Fisher, resultó un fiasco, no anotaba ni en interescuadras y todo pareció un mal espejismo.

Cuando se anunció a Sean McVay como sucesor de Fisher se generaron más dudas que certezas, era demasiado joven para dirigir en la liga a un equipo donde la mitad del roster tenía más edad que él, pero necesitó una temporada para convencer y dejar claro que no era un entrenador promedio con un poco de suerte en su debut, sino un portento que de acuerdo a mucho, acumulará varios triunfos en Super Bowl y este año podría comenzar.

Los LA Rams están invictos y han sido contundentes: Jared Goff acumulando hasta ahora mil 406 yardas por pase, Todd Gurley con ya más de 300 yardas por acarreo, Brandin Cooks con 452 yardas por recepción y Cory Littleton encabezando la defensa con 35 tacleadas y un intercepción; este fin de semana los dos invictos corren peligro, Kansas recibe a Jacksonville y Rams viaja a Seattle, veremos si logran mantenerse inmaculados.

Esta entrada fue publicada en Columna EL FANÁTICO, EDITORIAL DEPORTIVO, Futbol Americano, Historia, Números y Estadísticas, QUARTERBACK y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un Comentario