Columna EL FANÁTICO,  DORADOS DE SINALOA,  Futbol Soccer,  Medios de Comunicación

Futbol Mexicano: Violencia Irracional

http://corazondetigre.files.wordpress.com/2009/09/aficion.jpg

Nuestro subdesarrollo no solo se nota en las clases política y empresarial, sino también en el deporte y las situaciones que se derivan de este y entran en ámbitos tan en apariencia distantes, como la idiosincrasia, la aplicación de la ley y el manejo de los medios.

Lo que pasó al final del juego entre el Toluca y los Tigres es para dar pena y deja claro que buena parte de la población, gracias a la ineficacia de las autoridades y al estúpido cultivo de falsas identidades, no sabe aún distinguir para que es el deporte cuando se torna espectáculo.

La golpiza entre partidarios del equipo de la Universidad Autónoma de Nuevo León es ejemplo que muchos mexicanos no han entendido que un deporte puede levantar polémicas fuertes, pero jamás es pretexto para llegar a la violencia. Muchos dirán que es el desahogo de las masas, pero no, dejemos esos clichés de lado, es parte del desorden social que impera en el país, gracias a décadas de ineficacia y corrupción de los gobiernos de todo nivel, y no solo en seguridad, sino también y por mucho, en educación.

Que una institución superior permita que en una de sus instalaciones ocurra algo como lo que pasó, es para preguntarse si debe o no un ente social de esa naturaleza gastar el dinero de nuestros impuestos, aunque sea lo mínimo, en deporte profesional, cuando la educación superior tiene tantas carencias todavía. El futbol dura dos horas, la educación toda la  vida.

http://solotigres.com/wp/wp-content/uploads/2009/06/aficion-felina.jpg

Más debemos cuestionar que se formen identidades que seguro no reaccionarían así ante una injusticia académica o una situación social grave, pues me atrevo a asegurar que a esos orates les dolió más la rechifla a los Tigres que todos las victimas juntas de la guerra al narco, incluyendo las que se sumaron en Monterrey hace poco. Esto puede no parecer importante, pero muestra que el deporte profesional a veces rebasa el sentido común y algo tan banal resulta más intolerable que una realidad brutal que toca la puerta de cada casa en este país.

Los medios colaboran para esas situaciones de forma muy deleznable, pues muchos mostraron las imágenes de violencia como si fueran gracia y, peor aún, ejemplo de lo que una afición hace cuando está bien metida con el equipo. Más estupidez no puede ser posible, pensé, pero en nuestros medios mal llamados nacionales es posible eso y más.

Y las autoridades, en otra cosa, pues las imágenes en video no servirán nunca para que metan a la cárcel a alguien por una razón tan obvia. Pero que podemos esperar si las cámaras en lugares públicos nunca sirven para por lo menos investigar aunque sea un solo crimen.

Muestras de barbarie como las que seguido se ven en los estadios de nuestro país, nos dicen que este sigue siendo de tercer mundo. Y nuestro futbol también, pues aunque usted argumente que en Europa también pasa lo mismo, al menos allá han ido erradicando de forma inteligente esas situaciones; aquí las directivas las promueven al no contratar vigilancia y permitir la creación y el comportamiento simiesco de las barras o porras. México es único.

Deja un Comentario

error: ¡Ve a Copiar a Otro Lado!