Uncategorized

Más vale Sudamericana en mano que…

soccer-mexico4.jpg

Texto enviado por L.A. Sánchez

Continúa como siempre la novela americanista en Coapa y en estos últimos días e instancias, el cuadro de Daniel Brailvosky sigue sumando puntos de manera sorpresiva, pues no es tanto debido al funcionamiento futbolístico que el equipo ha tratado de implementar, sino más bien, a las circunstancias aprovechadas de buena manera por los rematadores en sus respectivos momentos y el hecho de contar con un cancerbero de cualidades cada vez superiores como Guillermo Ochoa, lo que le han valido al club para poder clasificar al repechaje de liguilla, y pasar a semifinales contra Millonarios de Colombia en la Copa Sudamericana.

Y es ahí precisamente, cuando entra el tan dichoso “dilema azulcrema”, pues la victoria conseguida ante Necaxa el pasado domingo en el estadio Azteca sorprendió a muchos, y no por lo que se esperaba de los contrarios, que por cierto, han estado lamentables en este torneo, si no porque con un cuadro de jóvenes suplentes, pudieron obtener en un partido muy soso los tres puntos, obligando a que América participe en dos torneos, de una manera muy incomoda, lo que en otras ocasiones la historia nos ha demostrado que pocas veces se puede lograr la hazaña de triunfar en los dos al mismo tiempo.

Pero mis queridos fanáticos, no incito a que el América pierda uno por darle prioridad al otro, sino, otorgarle importancia creo yo, al de mayor talla internacional, como lo que es la Copa Sudamericana, de la que ya sabemos quien fue el campeón el año pasado. Si hacemos un recuento de los pasos llevados hoy en las dos instancias de dichos torneos, en el mexicano apenas estaría luchando por la clasificación, y en el sudamericano está a tan solo dos partidos de disputar una final. El club América, el millonario, el azulcrema, es una institución que nunca se ha jactado de conformismos, y como reitero, si así lo quiere, que busque los dos trofeos no hay problema, el problema llegará, cuando suceda lo que sucedió en aquella fabula tan famosa que nos relató el griego Esopo:

 

Había una vez unas águilas muy ambiciosas que siempre estaban buscando entre las jornadas y los torneos las victorias. También rondaban por los clubes amigos y los equipos debiluchos, para conseguir más puntos. Y un día, se encontraron con una importante Copa Sudamericana. Al principio no les dieron crédito a sus ojos y pensaron que se trataba de una visión… ¿quién podía haber abandonado aquel maravilloso trofeo? Lucharon con todas sus fuerzas para poder obtenerlo y solamente les faltaba vencer a dos enemigos para llegar a él. Al ganar milagrosamente un repechaje, miraron de reojo hacia la oportunidad de ganar el torneo apertura, o sea dos glorias, y cada vez mas se convencían de que podían ganar los dos torneos. De pronto, por querer disputar con sus titulares los dos torneos, los jugadores se agotaron y los suplentes no pudieron ganar todos los partidos. Habían perdido la oportunidad ganar la Sudamericana, que estaba más cerca.

A veces, para perseguir una ilusión sin fundamento, descuidamos lo que ya tenemos y acabamos quedándonos sin nada. Como dice el refrán: “Más vale Sudamericana en mano, que ciento de liguillas volando”

Deja un Comentario

error: ¡Ve a Copiar a Otro Lado!