Columna EL FANÁTICO,  Futbol Americano

NFL: Gran Temporada de Philip Rivers

Sin hacer ruido, Philip Rivers está dando una temporada de pronósticos históricos. El domingo pasado acumuló 305 yardas por pase ante Tennessee y llegó a 2 mil 649 totales en ocho partidos, la mayor cifra en la historia en una primera mitad de temporada, superando las 2 mil 580 que logró Dan Fouts, para el mismo San Diego, en 1982.

El promedio de Rivers de yardas por partido es de 331.1 y, de seguir así, el quarterback de los Chargers podría acumular 5 mil 298 yardas totales por pase al final del calendario regular, una cifra jamás alcanzada en la historia de la liga. La marca en una temporada es de 5 mil 084, lograda por Dan Marino en 1984 para los Delfines. Rivers además suma ya cinco juegos con 300 o más yardas por aire en esta campaña, situándose a la mitad de la marca de diez juegos de esa naturaleza en un año, empatada entre Rich Gannon (Raiders 2002) y Drew Brees (Nueva Orleans 2008).

Por si algo faltara, Rivers lleva 21 juegos consecutivos con al menos un pase de anotación, rebasando otra marca de Dan Fouts para los Chargers, lo que ya es mucho decir, pues el inolvidable “montañés” fue un portento de quarterback en los 70 y 80. Además, él y el ala cerrada Antonio Gates completaron su pase-recepción de anotación 41, empatando el record de equipo logrado por Fouts y el también legendario ala cerrada Kellen Winslow.

Pero nada de esto debe sorprendernos, Philip Rivers la temporada pasada terminó con el mejor rating de efectividad en la AFC (104.4) y tercero mejor en la liga. Y en la AFC fue tercero en pases de anotación (28) y quinto en yardas por pase (4 mil 254).

Lo malo es que nada de lo anterior se refleja en el standing para San Diego (3-5), pues está un juego abajo de Oakland y dos atrás de Kansas en el Oeste AFC. Pero el futuro promete para los Chargers, ya que no solo tiene a Rivers y la mejor ofensiva por aire y total de la liga, sino también la segunda mejor defensiva total. No dé por muerto a San Diego, los Chargers podrían no caer como los Padres, sino al revés, resurgir de sus cenizas.

Deja un Comentario

error: ¡Ve a Copiar a Otro Lado!