EL FANÁTICO: Números y Hechos de la Semana 6 de la NFL

DATO DEL DÍA. A nadie debería sorprender el batazo oportuno para el triunfo de Justin Turner en el segundo partido de la serie final de la Liga Nacional entre Dodgers y Cubs, pues el tercera base angelino llegó a ese duelo con 370 milésimas en 22 juegos y 87 turnos al bat en postemporada; su homerun ganador fue 29 años después de aquel histórico batazo de Kirk Gibson ante Dennis Eckersley en la Serie Mundial de 1988.

BAHÍA TRISTE. Bien se usaría una vieja canción de la cantante estadounidense con raíces mexicanas Linda Rondstadt, llamada en las radios de nuestro país “Triste Bahía” (Blue Bayou), para poner fondo a lo que viven los fans de Green Bay, pues perder a Aaron Rodgers quizá para el resto de la temporada, no es perder a su quarterback titular, solamente, sino significa perder toda esperanza de una campaña ganadora y más allá.

Los Packers eran el equipo a vencer en la Conferencia Nacional ahora que Dallas no las tiene todas consigo, menos los Giants y por las mismas anda Atlanta, además de Carolina dando una buena y dos malas, mientras Detroit y los Saints meten puntos a pasto pero les meten toneladas de anotaciones; pero Rodgers podría volver para el final de la campaña y meter al equipo con las uñas a postemporada, pero mientras tanto, cada semana será una odisea con pronósticos negros para el equipo verde amarillo de Wisconsin.

LADO OPUESTO. Pero la tragedia de Green Bay tiene un lado opuesto y éste está en Houston, donde los Texans parecen haber sido receptores de un milagro similar al que vivió Dallas el año pasado cuando este equipo halló sin querer a Dak Prescott, luego de la lesión de Tony Romo; los de Houston ahora tienen a Deshaun Watson, que con tres pases de anotación el domingo ante Cleveland, implantó nueva marca en la liga.

Watson es ahora el novato con más pases de anotación en la NFL desde 1970, año en el que se unieron oficialmente las viejas ligas NFL y AFL, en sus primeros seis encuentros jugados, con 15, rebasando por dos la marca impuesta por Marcus Mariota con los Titans hace dos campañas; además, cuatro de esos envíos fueron de al menos 20 yardas, el mejor de la liga en ese rubro hasta hoy según una estadística publicada por ESPN.

OTRA DE BRADY. En lo que he llamado la era Brady-Favre-(Peyton)Manning, no es raro encontrar estadísticas históricas donde los tres sean lo mejores, colándose en algunas y con justicia otros como Drew Brees, Philip Rivers, pero el domingo Brady, a sus 40 y único activo de aquella trilogía, se adueñó de una que tendrá largo rato en posesión.

Tom Brady llegó a 187 triunfos de por vida en campaña normal, es decir, sin contar postemporada, y dejó atrás por uno a Manning y por uno también a Favre, lo que lo pone más arriba aún que esos dos si somos consecuentes con los números duros, pues ninguno de ellos ganó tanto en playoffs ni tiene tantos anillos de Súper Bowl como el de los Patriots.

El domingo también, Brady y Rob Gronkowski se combinaron para dos anotaciones por décima quinta vez desde que el segundo llegó a la NFL en 2010; y desde entonces, solo dos parejas más han tenido 14 juegos con dos jugadas de pase-recepción para anotar: Stafford y Calvin Johnson para Detroit y Rodgers con Jordy Nelson para Green Bay.

Publicado en Beisbol, Columna EL FANÁTICO, Futbol Americano, Números y Estadísticas, QUARTERBACK, Temas y Deportes Diversos | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario